Aletas de buceo

Las aletas de buceo son la herramienta que nos permite impulsarnos debajo del agua, ya que nuestro cuerpo está adaptado para movernos por la tierra y no por el agua. De no usarlas nos resultaría bastante más complicado avanzar durante nuestras inmersiones y consumiríamos muchas más energías y por lo tanto mucho más gas de nuestra botella. Por esa razón elegir unas buenas aletas, que se adapten a nuestras necesidades, es un paso fundamental para poder disfrutar de nuestras inmersiones de buceo.

¿Cuáles son los diferentes tipos de aletas para bucear?

A la hora de elegir unas aletas de buceo hay que tener en cuenta varios factores, como pueden ser la longitud de la pala, su dureza o el agarre entre otras muchas. Por esa razón, es importante que conozcamos bien cuáles son las características que nosotros buscamos en nuestras aletas en función de nuestras preferencias, la clase de buceo que vayamos a realizar y por qué no, de nuestro estilo propio.

En lo relacionado a la pala de la aleta, existen una gran cantidad de variaciones, como pueden ser su dureza, longitud o forma. La combinación de estos factores, conforman un elemento fundamental a la hora de elegir tus aletas, ya que, por ejemplo, una pala bastante rígida y corta te permitirá tener un mayor control de tus aleteos, pero por lo general, te requerirá más esfuerzo a la hora de avanzar ya que desplaza una menor cantidad de agua. Por esa razón esta clase de aletas son más recomendables para realizar buceo técnico o cierta clase de inmersiones más complejas como pueden ser las inmersiones en corrientes. Por otro lado, una pala más flexible y un poco más larga te permitirá avanzar con menor esfuerzo, aunque también te hará perder algo de control sobre tus movimientos.

En cuanto a la forma del agarre de la aleta al pie, lo más normal es encontrarnos aletas de dos tipos, las de agarre cerrado o las de agarre regulable. En el buceo, lo más normal es encontrarse con estas últimas ya que son más fáciles de poner y quitar y se adaptan mejor a los escarpines que estemos utilizando. Sin embargo, la cosa no se queda ahí, ya que dentro de las aletas regulables nos podemos encontrar aletas con tiras ajustables o con tiras de muelles. Ambas son muy prácticas ya que permiten una colocación rápida y cómoda, sin embargo, las tiras de muelles tienen la ventaja de que son más duraderas y proporcionan un ajuste correcto sin tener que ajustarlas.

Como ves, existen una gran cantidad de características que pueden tener las aletas de buceo, pero al final todo se resume a que encuentres aquellas que mejor se adapten a tus necesidades y con las que más cómodo te encuentres en el agua, ya que lo que es válido para uno, puede no serlo para otro.

Además de las aletas de buceo, también te puede interesar